Imprimir

En Bariloche persiste una larga lista de asesinatos ocurridos en los 煤ltimos a帽os que la Justicia no logr贸 resolver. Los responsables de esas muertes est谩n libres y las familias de las v铆ctimas, destrozadas. La mayor铆a de las causas, cerradas.

Por Jorge Villalobos.聽Hay cr铆menes que conmueven de manera diferente las fibras de una sociedad. Algunos quedan grabados en la memoria colectiva, otros con el paso del tiempo se olvidan. Y el olvido es el mejor aliado de la impunidad. Norma Penna, Gregorio Vargas, Honoria Reyes, Cipriano Alsina y Walter Mauro Pizarro viv铆an en esta ciudad, ten铆an amigos, familiares, caminaban por calles de Bariloche. Ten铆an sue帽os, proyectos. Pero el destino les jug贸 una emboscada macabra. Son las v铆ctimas de cr铆menes impunes que hoy pocos recuerdan.

Norma Penna (66 a帽os) era una mujer solitaria. No ten铆a familiares directos en esta ciudad y frecuentaba apenas a un pu帽ado de personas. La muerte de sus padres hab铆a causado un vac铆o profundo en su coraz贸n y la soledad se hizo m谩s grande cuando se jubil贸. "No tengo a nadie en el mundo", dec铆a Norma, que vivi贸 toda la vida en la casa de sus padres, en Vicealmirante O麓Connor al 700. All铆 fue asesinada con alevos铆a en noviembre de 2012. Nunca nadie alz贸 la voz para reclamar por el esclarecimiento del crimen.

La autopsia estableci贸 que muri贸 asfixiada por ahorcamiento y traumatismo de cr谩neo encef谩lico. El cad谩ver estaba en avanzado estado de descomposici贸n porque el o los homicidas dejaron las hornallas de la cocina encendidas. Por eso, el calor era agobiante cuando los polic铆as entraron a la vivienda.

Ten铆a las manos atadas a la espalda, estaba tirada en piso. Se sospech贸 que hab铆a sufrido un abuso sexual. El televisor estaba encendido y la puerta no hab铆a sido forzada. La investigaci贸n judicial no avanz贸 nunca y el fiscal Guillermo Lista tir贸 la toalla porque no encontr贸 pruebas para identificar al homicida. La causa se archiv贸 el 21 de julio de 2015, indicaron fuentes judiciales. Del caso nunca m谩s se volvi贸 a hablar. Ni siquiera hubo ofrecimiento de recompensa por parte del Estado provincial para obtener datos relevantes para la investigaci贸n. Qued贸 impune. S贸lo unos primos se presentaron para reclamar la herencia.

脷ltimo reencuentro

Gregorio Vargas (42 a帽os) ten铆a un humor muy especial, Siempre andaba sonriendo. Ricardo lo cruz贸 en agosto de 2015, pocos d铆as antes de que lo mataran. Hab铆an trabajado juntos durante m谩s de diez a帽os pero luego cada uno hab铆a tomado un rumbo diferente.

Por el crimen de Gregorio no hubo ninguna protesta. Nadie sali贸 a marcha para pedir justicia. S贸lo qued贸 en recuerdo de aquellos que lo conocieron.

Lo asesinaron de un balazo la madrugada del 22 de agosto de 2015. Hab铆a organizado un asado en la casa de su esposa porque hab铆an resuelto volver a empezar tras una separaci贸n.

Uno de sus hijos quiso bajar con unos amigos a comprar alcohol en una vivienda del barrio 10 de diciembre, que vend铆a clandestinamente. 脡l quiso acompa帽arlo. Cuando llegaron a la casa de Anasagasti, entre John O'Connor y Frey, hubo un problema con unos j贸venes que estaban en el lugar.

Parec铆a que se trataba de un incidente menor, porque el otro grupo se retir贸, pero se escucharon detonaciones de arma de fuego. Los j贸venes huyeron en distintas direcciones, pero Vargas qued贸 en el Escort. Cuando regresaron al auto, Vargas estaba muerto.

Hubo un sospechoso detenido por el homicidio, pero no surgieron pruebas para confirmar las sospechas y fue sobrese铆do. La investigaci贸n estuvo a cargo del entonces agente fiscal Eduardo Fern谩ndez.

El caso estuvo pocos d铆as en la prensa y despu茅s se diluy贸. La causa fue archivada en diciembre de 2015 por disposici贸n del exjuez de Instrucci贸n Bernardo Campana, informaron fuentes judiciales.

Jubilada tranquila

Honoria Pe帽a viv铆a tranquila en su casa de 25 de Mayo al 135. Era habitual verla en su patio, preocupada por alguna de sus plantas. Uno de sus hijos la visitaba frecuentemente.

Honoria viv铆a sola. Era jubilada y muri贸 de una manera cruel: atada a su cama, indefensa, a mediados de septiembre de 2014. La sospecha es que muri贸 durante un robo.

El crimen a煤n no se esclareci贸. Nadie mencion贸 nunca su nombre en las marchas por los casos impunes. La investigaci贸n estuvo a cargo de Fern谩ndez, pero no hubo avance.

Sin embargo, la investigaci贸n a煤n no pas贸 al olvido. Hay una pista que los investigadores descubrieron despu茅s de varios a帽os de inactividad. Aunque las fuentes no revelaron m谩s informaci贸n. La investigaci贸n la reactiv贸 la fiscal Betiana Cend贸n.

Un caso enigm谩tico

La causa por el homicidio de Cipriano Alsina se archiv贸 el 28 de octubre de 2015. As铆 lo resolvi贸 el exjuez de Instrucci贸n Ricardo Calcagno despu茅s de que pasaran meses sin que surgieran pruebas. La fiscal铆a siempre apunt贸 como 煤nica sospechosa a la exesposa de Alsina. Pero la mujer lo neg贸 hasta el 煤ltimo momento, porque resolvi贸 quitarse la vida. La investigaci贸n se archiv贸 por orfandad probatoria.

La mujer lo hab铆a encontrado muerto la madrugada del 13 de diciembre de 2014, en su habitaci贸n. La puerta del departamento no estaba forzada y no hab铆a desorden. Muri贸 como consecuencia de los golpes cono contundente en la cabeza. Le hab铆an robado 2.000 pesos, un celular y una libreta. Fern谩ndez s贸lo investig贸 la hip贸tesis de la mujer y sin ninguna otra pesquisa, la causa se congel贸. Nadie se quej贸 ni cuestion贸 el archivo.

Muerte solitaria

La ma帽ana del 13 de marzo de 2016, vecinos del barrio Elflein otra vez se despertaron con la noticia del hallazgo de un hombre asesinado en un descampado.

La v铆ctima fue identificada como Walter Mauro Pizarro (35 a帽os). Ten铆a dos pu帽aladas en la espalda.

Fern谩ndez estuvo a cargo de la investigaci贸n, pero la Polic铆a no encontr贸 pistas para identificar al asesino. La investigaci贸n qued贸 estancada y el crimen se sum贸 a la lista de los homicidios impunes.

Otros casos que la
Justicia no logr贸 resolver
Guillermo Neumann: fue asesinado la noche del 26 de marzo del 2010, cuando llegaba a su domicilio en El Bols贸n. El crimen a煤n est谩 impune y la investigaci贸n, sin imputados. Era m茅dico policial. La causa se tramit贸 en Bariloche.
Jorge Nahuelqu铆n: lo asesinaron la madrugada del 21 de abril del 2011, en el barrio 150 Vivienda. Muri贸 por un profundo corte en el cuello. Su expareja fue acusada por el homicidio, pero fue absuelta por el beneficio de la duda. La mujer muri贸 tiempo despu茅s y la investigaci贸n nunca avanz贸 hacia otra hip贸tesis.
Cristian Nicol谩s Varela: el joven muri贸 el 27 de agosto del 2012 tras una brutal golpiza, en el barrio Nahuel Hue. Los tres sujetos que hab铆an sido imputados por el crimen fueron absueltos por falta de pruebas. Nunca se supo qui茅nes lo mataron.
Miguel 脕ngel Arriagada: fue asesinado de un puntazo al coraz贸n la madrugada del 8 de diciembre del 2013, en la calle Arrayanes al 835 de esta ciudad. Los dos imputados fueron absueltos por falta de pruebas. Se desconoce si la investigaci贸n sigui贸 adelante.
Giselle Monje: el cuerpo de la joven apareci贸 el 11 de diciembre del 2013, en un descampado. Los dos 煤nicos imputados que hubo en la causa fueron sobrese铆dos. La investigaci贸n no tuvo avances. Es uno de los pocos casos que a煤n se recuerda en algunas marchas contra la impunidad.
Juan Carlos Cheuqueman: muri贸 el 10 de febrero del 2014 tras recibir un disparo de arma de fuego. Lo hallaron tirado en el cruce de la calle Luelmo y avenida 12 de Octubre. Nunca se supo qui茅n lo mat贸.
Mat铆as Mario D铆az: muri贸 el 28 de septiembre del 2014 tras recibir un tiro durante un enfrentamiento entre dos grupos. Hubo imputados en la causa, pero la investigaci贸n no tuvo avances importantes.
Mauro Zeltzer: el crimen del joven ocurri贸 la ma帽ana del 3 de junio del 2015. Su expareja estuvo imputada, pero por falta de pruebas se le dio la falta de m茅rito. La investigaci贸n sigue abierta, pero sin avances/debariloche.com